MAS ACTUAL QUE NUNCA

0
49

 

La obra de Antonio Berni es más actual  que nunca. Anticipó el desamparo de la pobreza y del desamparo que hoy sufren millones de argentinos. Vivió la crueldad de la crisis aún antes que se desatara. Desde ya no solo eso: era un artista mayor.

Ruth Benzacar fue la galerista marchand en el mundo. Y también impulsó la cotización local. Entre los compradores figuraba Guido Di Tella –que cedió una obra magnífica a la Cancillería- Amalia Fortabat y Eduardo Costantini.

Ya la obra de Berni se difundía en las subastas de Sotheby’s y Christie’s. En Las Heras, provincia de Buenos Aires se levanta la capilla del colegio San Luis Gonzaga con murales de Berni.  La Crucifixión y El apocalipsis. En la Galería Pacífico se aprecia el mural “El Amor”.

Antonio Berni murió el 13 de octubre de 1981 –hace 40 años-. Si el Gobierno no fuera ajeno al espíritu –como suelen serlo las burocracias- tendría presente la belleza dolorida de la obra de este gran artista.

El admirable Berni perdura.  Está aquí. En los mayores museos, en la galería Pacífico, en infinidad de reproducciones, en la vida propia de sus personajes. Anticipa la marginalidad y tristeza que hoy padecen muchos argentinos. Y lo hace con clarividencia, compasión y belleza.